fbpx

Regina King hace historia en el Festival de Cine Venecia.

La primera película dirigida por Regina King, One Night in Miami, ha hecho su debut en el Festival de Cine de Venecia este 2020 y para siempre ha marcado la larga historia del famoso evento de talla mundial. Se trata de la cinta que rompe con la ausencia de directoras afroamericanas en la selección, luego de años con marcadas exclusividades que demasiadas preferencias le dieron a los hombres y muy pocas a las mujeres. King aparece en escena para destruir las barreras que durante largo tiempo mantuvieron a las directoras afroamericanas lejos de los reflectores. Aquellos que fueron testigos de la historia de King en la pantalla grande aplauden su talento como quien funge en la gran silla y detrás de la cámara.

Regina King es famosa por sus apariciones en películas como Si la Colonia Hablara o Miss Simpatía 2: Armada y Fabulosa; recientemente protagonizó Watchmen, la serie de HBO que tuvo como estrella principal a una actriz negra y que muchos malestares causó a los conservadores y prejuiciosos. King obtuvo el Óscar en 2018 por If Beale Street Could Talk en la categoría a Mejor Actriz de Reparto, y el mismo papel le valió el Globo de Oro, el premio del Sindicato de Actores, el Satellite y muchos más; se trata de una intérprete completa que mucho ha ofrecido a la industria y que vive comprometida con la causa que brinde más y mejores oportunidades a los artistas afroamericanos.

One Night in Miami representa el debut como directora de Regina King. La película es una adaptación de la famosa obra de teatro homónima escrita por Kemp Powers que narra el encuentro real entre Malcolm X, el boxeador Cassius Clay, Sam Cooke y Jim Brown luego de que Clay venciera a Sonny Liston en 1964. La cineasta espera que su presencia en el festival y su película sean el inicio para que más mujeres directoras afrodescendientes tengan la oportunidad de presentar sus trabajos en Venecia. Esto fue lo que dijo: “Es interesante porque el desempeño de esta película abrirá puertas o tal vez cerrará puertas para más directoras negras … así es como parecen funcionar las cosas”.

Cabe mencionar que la película de King no está compitiendo pero sí forma parte de la selección oficial, hecho que significa un gran avance en el famoso tema de la raza que tanta importancia ha cobrado durante los últimos años. Antaño, la atención de las grandes premiaciones y festivales era acaparada por directores, actores y productores de piel muy blanca, todavía es algo presente en la industria; sin embargo, ya comienzan a verse los pasos y esfuerzos hacia el reconocimiento de todos los artistas que merecen ovaciones por su trabajo, sobre todo para la mujeres, durante tanto tiempo rezagadas en las categorías de dirección. Regina impone su esfuerzo como triunfadora.

El Festival de Cine de Venecia ya ha honrado en el pasado el trabajo de directores afroamericanos, sin embargo, las mujeres negras siempre han tenido muy poca o nula presencia en el evento y aunque tuvieran éxito, les resultó muy complicado mantener una carrera sólida. Ejemplo de lo anterior es Euzhan Palcy, directora nacida en Martinica que en 1983 obtuvo el León de Plata por su película Sugar Cane Alley, quien tuvo grandes dificultades en la industria de Hollywood debido a que sus películas eran consideradas “demasiado negras” para el público. Y casos como el de ella son muchos, mujeres de gran talento que debido al racismo puro encuentran barreras en el camino hacia sus sueños.

El Festival de Cine de Venecia comenzó el miércoles 2 de septiembre y termina el próximo sábado 12. La esperada celebración se convirtió en la primera en llevarse a cabo tras el largo encierro que obligó a festivales de primavera y verano a cancelarse o emitirse a través de plataformas web. Los directores, jurado, invitados y demás asistentes se presentan siguiendo las medidas de salud recomendadas por las autoridades y utilizando tapabocas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.