fbpx

Jennifer Aniston ya estaba harta de solo ser vista como Rachel de Friends.

Para muchos, Friends es una de las mejores sitcoms que han existido. Emitida desde 1994 a 2004, la serie ha conquistado a numerosas generaciones que se interesaron por ver la dinámica de estos seis amigos que vivían en un apartamento en Nueva York y tenían romances, dramas, diversión y momentos que no solo los marcaron a ellos, sino a todo el público del programa. A pesar del éxito, Jennifer Aniston, una de las tres protagonistas del show, recientemente, confesó que ya estaba harta de ser vista como su personaje Rachel Green.

Desde hace meses, la serie creada por Marta Kauffman y David Crane ha dado mucho de qué hablar, pues se está trabajando en una reunión especial de Friends para la recién lanzada plataforma de streaming HBO Max. Si bien aún no se tiene claro en qué consistirá este reencuentro, lo que es seguro es que no será una nueva temporada, pues todos los personajes tuvieron su cierre.

A pesar de lo anterior, en redes sociales, los fanáticos han dejado clara su emoción por volver a ver a estos seis amigos que marcaron la década de los 90. Friends sigue a Rachel, Monica, Phoebe, Joey, Chandler y Ross, un grupo de amigos en Nueva York que viven altibajos, decepciones, buenos momentos y mucha diversión. La serie se ha convertido en objeto de culto no solo en el terreno de la comedia, también en la historia de la televisión.

Si bien el éxito de este programa no se puede negar, la realidad es que no todos los actores estuvieron muy felices con las consecuencias de hacer un proyecto de este tamaño, pues les costó mucho trabajo que los dejaran de ver como sus personajes.

En una mesa redonda, seis actrices discutieron sobre distintos temas que hoy marcan la agenda en el mundo del entretenimiento, desde el racismo sistémico, hasta el encasillamiento. La estrellas que participaron en esta dinámica fueron: Janelle Monáe, Reese Witherspoon, Helena Bonham Carter, Rose Byrne, Zendaya y, por supuesto, Jennifer Aniston, quien hizo una de las declaraciones más sorprendentes al mencionar que ya estaba harta de ser conocida como Rachel Green.

Cuando se les preguntó quién había luchado para ser vista de una manera distinta a la que la industria imponía, Aniston no pudo aguantarse las ganas de contar su experiencia y mencionó lo siguiente: “Simplemente te agotas. Quiero decir, no pude sacar a Rachel Green de mi espalda por mucho tiempo. No pude escapar de ‘Rachel de Friends’, y está presente todo el tiempo y dices: ‘¡Deja de reproducir ese maldito programa!’. Con The Good Girl fue la primera vez que realmente pude arrojar lo que sea que fuera el personaje de Rachel y pude desaparecer en alguien que no era eso, lo que fue un gran alivio para mí. Pero recuerdo el pánico que se apoderó de mí, pensando: ‘Oh Dios, no sé si puedo hacer esto. Tal vez tengan razón. Tal vez todos los demás estén viendo algo que yo no veo, y tú eres solo esa chica en el departamento de Nueva York con las paredes moradas’. Entonces, casi lo hacía solo para ver si podía hacer algo más que eso. Y fue aterrador porque lo estás haciendo frente al mundo”.

Aniston recordó que fue muy difícil dejar atrás al personaje que interpretó durante diez años y no porque no quisiera, sino porque la gente y la misma industria no se lo permitían. Sin embargo, la actriz reconoció que con el tiempo le ha dejado de importar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.